Como cuidar el cutis

 Para que eso ocurra, aquí le compartimos 5 recetas prácticas para preparar en casa y comenzar el cambio.
Rostro suave
Como preparar una mascarilla para suavizar la piel se necesita una cucharada de yogurt natural, una cucharadita de miel y unas 10 o 12 gotas de limón. Hay que unir todos los ingredientes hasta lograr una pasta homogénea. lo aplicamos durante 30 minutos en el rostro y se podrá comprobar que el cutis comenzará estará más suave.


También se puede hacer solo con un yogur natural. Se aplica en la cara durante 15 minutos una vez al día para mantener un rostro perfecto y suave.


Para piel seca
Quienes tienen piel seca pueden solucionar su problema. Solo se necesita medio aguacate y una cucharada de aceite de oliva. Al combinar los ingredientes se consigue una pasta que se debe aplicar durante 15 minutos. Para retirarla del rostro se recomienda hacerlo con agua tibia.

Lea también: Una causa de la diabetes tipo 2 que quizás no conocía
Limpieza
Para extraer las impurezas de la cara hay una mascarilla limpiadora que es fácil de hacer. Los ingredientes son una cucharada de miel, una cucharada de leche en polvo y una clara de huevo. Se mezclan bien y se dejan actuar durante 15 minutos sobre el rostro. Luego se retira con agua tibia y al final se enjuaga la cara con agua fría.

Si el problema son los puntos negros en la nariz y otras partes de la cara, también hay una solución natural y casera fácil de realizar. En el siguiente video se detalla cómo hacer la mascarilla:

Antiarrugas

La edad influye en que la piel se arrugue, pero esto se puede controlar en cierta medida con la ingesta de alimentos que contengan antioxidantes, así como con una buena mascarilla que trate la parte externa de la piel. En el siguiente video se presenta una receta casera antiarrugas.

Principales factores que afectan la piel
La piel es el órgano más extenso del cuerpo humano y su primera y principal barrera contra agentes patógenos. Entre sus muchas funciones están: regular la temperatura corporal, proteger las estructuras internas y proporcionar sensaciones como el tacto y la presión. Una piel tersa y luminosa es señal de salud; sin embargo existen muchos factores internos y externos que pueden influir negativamente en su aspecto y correcto funcionamiento:

Exposición excesiva a la radiación solar.
Uso excesivo de sustancias químicas como maquillajes, jabones, entre otros.
Alcoholismo
Tabaquismo
Dieta desequilibrada y poco saludable